Nigmatismo: movimiento espontáneo del ojo

Recopilado por Ricardo Bittelman Saporta, oftalmólogo

El nigmatismo patológico es un movimiento fuera de lo común  e involuntario de uno o ambos ojos. Pueden darse hacia los lados (nigmatismo horizontal), de arriba abajo (nigmatismo vertical) o rotatorio.

Según su causa, esta enfermedad puede afectar a uno o a los dos globos oculares. Estos movimientos espontáneos se producen por anormalidades en el funcionamiento de las partes del cerebro que controlan el movimiento. No obstante, aún no existe una explicación totalmente satisfactoria que explique la anomalía.

El nigmatismo puede ser una afección congénita, es decir, presente en el nacimiento; u originado por una patología o lesión. El primero no es tan severo, no agrava su situación y no se relaciona con ninguna otra enfermedad. Por su parte, el nigmatismo adquirido puede ser generado por trastornos del oído medio, por medicamentos o por traumatismos craneales.

En personas de edades avanzadas, generalmente se produce por accidentes cerebro vasculares. Asimismo, cualquier patología cerebral, como tumores cerebrales o la esclerosis múltiple, podría causar nigmatismo si se ven afectadas las áreas que controlan los movimientos.

Habitualmente, el tratamiento para el síndrome reduce los síntomas, pero no los suprime. El procedimiento a seguir dependerá de la naturaleza de la enfermedad, entre los que está tratar la causa subyacente, administración de medicamentos, inyecciones de la toxina del botulismo y cirugía.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Bittelman, Ricardo Bittelman y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.